La Transición Ofensiva

El hockey patines se caracteriza por ser un deporte rápido, por el hecho de que se circula a alta velocidad por un espacio relativamente reducido en comparación con otros deportes, y por la gran cantidad de cambios en la iniciativa del juego que se producen. Se acepta, además, que un alto porcentaje de los goles anotados vienen de una situación de contraataque lo cuál, lógicamente, significa que se obtiene mayor rédito de las situaciones en que existen desajustes entre defensa y ataque, a favor de estos últimos. Pero por contraataque (mal)entendemos todas aquellas situaciones en que se corre un ataque rápido y, en realidad, sin ser una afirmación falsa, no es totalmente cierta.

En este articulo pretendemos exponer el concepto de transición defensa-ataque, que desde hace unos años se viene gestando en nuestro hockey, y cuyo máximo exponente, y precusor, es el Reus Deportiu de Alejandro Domínguez, como un aspecto a generalizar y a explotar, dentro del juego de un equipo.

Pero, ¿qué entendemos por juego de transición defensa-ataque y, sobre todo, en qué la distinguimos del contraataque?

El juego de transición defensa-ataque se asocia a un juego agresivo de ataque. Busca maximizar las opciones de ataque disponibles y multiplicar las llegadas a portería contraria por partido, aprovechando el periodo en que la defensa contraria tarda en armarse. Se trata de organizar un sistema ofensivo, enlazando el juego defensivo con el de ataque de forma lo más rápida y eficaz posible. Se trata de una filosofía de juego, de un estilo en que, a cada recuperación de bola le sigue un movimiento rápido y organizado hacia el ataque de todos los jugadores de pista

En el contraataque, por el contrario, y aun a pesar de confundirse en muchos casos con la transición, la organización del juego ofensivo viene determinada por la cantidad de defensores respecto de los atacantes que encontremos en una situación determinada de ataque y por los espacios que se puedan generar.

Así, la transición no sustituye al contraataque. Si existen los espacios o las superioridades, se jugarán igual. De hecho, cabe una transición después de un contraataque, mientras la defensa se está replegando y hasta que se disponen en posiciones de defensa estática. Lo que se pretende con la transición es mantener un ritmo alto de juego, ya que siempre la podremos aplicar, motivando a los jugadores por la alta implicación que les supone y olbigando al rival a mantener siempre la tensión, ya que deben replegarse rápidamente evitando desajustes y aproximaciones rápidas hacia la portería, asi como optimizar las posesiones y multiplicar las finalizaciones en cada partido.

Los pasos de la transición son:

 · Recuperación de la bola: Aseguramos el rebote defensivo y iniciamos el movimiento de ataque definiendo quién sube el balón, en su caso.

 · Todos corren como premisa, ocupando calles y definiendo posiciones de ataque así como apoyos a la salida de bola para, a su vez, sustentar el balance defensivo.

 · Organización del ataque definiendo posiciones, asegurando el rebote ofensivo con jugadores en zona de recepción de rebote (normalmente en segundo palo del carril por el que circula la bola) y balance defensivo fuerte, fijando al jugador situado en 9.

En definitiva, la transición defensa-ataque es un aspecto importante del juego, en muchos casos por explotar, que aporta nuevas soluciones y moderniza el hockey, dotándolo de mayor vistosidad y, a la par, efectividad para el que lo juega, a pesar que los desajustes en el modelo generan situaciones de mucho peligro.

Juli Moreno

Capellades H.C. 

1 comentario
  1. Diego Quitanal
    Diego Quitanal Dice:

    Buenas tardes. Creo que es éste el artículo que confunde términos. El hecho de que haya más o menos defensores del equipo contrario de ninguna manera puede considerarse elemento de diferenciación entre contraataque y transición ofensiva. La transición ofensiva está aceptada como el paso de un ataque rápido con defensa no formada a un ataque sistematico contra defensa recompuesta.
    Por otra parte, creo que hablar de balones, rebotes, etc. evidencia la base baloncestista del artículo. Compartimos mucho con el baloncesto, pero tenemos una hermosa singularidad.
    Un abrazo

    Responder

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *